CONOCES LA REFLEXOLOGIA? ESTIMULA TU CIRCULACIÓN Y METABOLISMO EN SOLO 10 SEGUNDOS.!!

Compartir en Facebook
  • 335
    Shares

Reflexología: Estimule circulación y metabolismo en solo 10 segundos!

Los pies son sin dudas una de las partes del cuerpo menos cuidadas y más maltratadas. En ellos estamos apoyados todo el día y aguantan todo el peso de nuestro cuerpo, al mismo tiempo que funcionan como propulsores para caminar y amortiguan el impacto contra el suelo.

Para cuidarlos muchas personas hacen uso de una técnica milenaria, la cual tuvo su origen en Egipto y China, llamada reflexología podal, esta terapia está basada en la estimulación de distintos puntos de la planta del pie.

A través de esta técnica, realizada con masajes y haciendo presión en los puntos de acupresión, pueden curarse enfermedades tanto nerviosas como físicas, debido a que cada punto de acupresión está vinculado con un órgano del cuerpo el cual es reflejado en los pies.

Unos de los principales beneficios que se logran a través del masaje y presión en los pies es la estimulación de los músculos y nervios, la eliminación de la rigidez, de la  fatiga y el estrés, la óptima circulación sanguínea, la estimulación del sistema linfático, la buena inmunidad, la calma de distintos dolores, la normalización del funcionamiento del cuerpo y la buena conciliación del sueño.

PASO A PASO DE LA REFLEXOLOGÍA

No es necesario tener grandes conocimientos de reflexología para llevar a cabo la técnica, cualquiera puede hacerlo, solo se precisa un gráfico de reflexología y realizar unos pasos muy fáciles como le mencionamos a continuación:

1. Lavar muy bien los pies, debido a que además de limpiarlos aumentan su temperatura.

2. Utilizar un lubricante para el masaje como el aceite de coco o el aceite de almendras. Colocar 1 o 2 gotas de algún aceite esencial como lavanda, menta, eucalipto o árbol de té que son muy beneficiosos para la piel.

3. Comenzar con el masaje en los dedos de los pies, haciendo presión hacia adentro, tirando y moviendo cada dedo uno por uno.

4. Luego, con ambos pulgares, hacer un masaje en la la planta del pie de arriba a abajo, haciendo fuerte presión durante varios segundos a cada punto de acupresión, es de suma importancia concentrarse en los puntos vinculados con los dolores que se presentan.

5. Masajear los talones, los tobillos y sector de Aquiles.

6. Realizar un masaje en la parte superior de los pies, donde también se encuentran varios de reflexología.

7. Realizar los mismos pasos en el otro pie.

Los expertos en el tema recomiendan masajearse los pies cada noche para que los resultados sean óptimos.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *